Entretenimiento

Por qué el paso de Melyssa Pinto en ‘Supervivientes’ parece un guion de una telenovela

Ha superado una enfermedad, ha perdonado a su ex y ha vivido la traición de una amiga.

Sin duda, Olga Moreno es la concursante de Supervivientes que está acaparando más titulares. Bien sea por su concurso (y sus posibles trampas), por cómo habla de su pareja Antonio David Flores y de los hijos de este o porque el programa la humille al hacerle pronunciar la frase más viral del documental de Rocío Carrasco.

Esto opaca en gran medida a otros participantes que están llevando a cabo un gran concurso en la isla. O a algunas tramas que están alrededor del reality y que son una auténtica delicia para los espectadores, como todo lo que está sucediendo alrededor de Melyssa Pinto.

Desde el primer momento la organización hizo de Melyssa un personaje propio de una telenovela. Para empezar, la pusieron a concursar junto a Tom Brusse, el marroquí que fue su pareja y que le fue infiel en La isla de las tentaciones.

Melyssa podría haber tenido una actitud chulesca y haber tratado muy mal a Tom. Ese empresario al que le dijo un año antes “Te vas a arrepentir, porque has perdido una mujer, porque como los dijimos, si alguno de los dos se portaba mal, el que va a perder es el otro, pero yo no he perdido nada, porque tú no eres un hombre”.

Sin embargo, Melyssa ha demostrado que es una persona que trabaja su inteligencia emocional, que ha decidido perdonar y olvidar, incluso en momentos en los que podría haberse vengado.

Recordemos que el programa llevó a Sandra Pica, la mujer por la que Tom dejó a Melyssa, hasta Honduras. El objetivo: romper con él en directo. Y en lugar de hacerlo cara a cara, utilizaron a Melyssa como mensajera primero, y como paño de lágrimas de Brusse después.

De forma muy natural Melyssa se ha convertido en la protagonista de ese triángulo, solo interesan las tramas que pasan por sus manos. Cualquier cosa que diga o haga es más interesante que las desavenencias de Brusse y Pica. Con ella sufrimos, nos alegramos, perdonamos, sufrimos. Tras esa visita de Sandra Melyssa se convirtió en una firme candidata a ganar el programa, al ver cómo ayudaba a salir adelante a alguien que tanto daño le hizo.

A diferencia de otros tronistas y perfiles similares, Melyssa es una persona cargada de verdad. Que dice las cosas con sinceridad, mirando a los ojos de su interlocutor en lugar de a las cámaras. A lo largo de Supervivientes la hemos visto florecer, marchitarse en algunos momentos y finalmente retomar el vuelo de nuevo.

Su problema de salud y su curva de la felicidad

Hay un momento en el que temimos por la continuidad de Melyssa Pinto en Supervivientes. A finales de mayo se vio obligada a abandonar el concurso por problemas de salud. Vivió una gastroenteritis aguda que provocaba que hasta el agua le hiciese vomitar.

He intentado comer algo, como arroz, pero tengo el estómago cerrado, todo lo que mi cuerpo ha expulsado no lo consigue recuperar… pero lo voy a conseguir” aseguró la diseñadora catalana entonces, cuando fue apartada de sus compañeros para recuperarse. Y muy pronto logró ponerse bien y regresar al concurso.

Aunque es una mujer de armas tomar, Melyssa no ha dudado en mostrar su lado también más vulnerable. De hecho en las últimas semanas ha tenido una bajada de ánimos que le hizo convertirse en su peor enemiga, pero acabó renaciendo de sus cenizas como el ave Fénix.

Sin duda, el momento más tierno y generoso de Melyssa en Supervivientes fue durante el ‘Puente de las emociones’, donde reconoció su lucha contra los trastornos alimenticios. La joven explicó que el reality le está sirviendo para “valorar la comida y lo que no es material”, y que ha mejorado la confianza en sí misma.

Sin ninguna clase de vergüenza explicó que de adolescente se obsesionó con el físico y acabó enferma. También reconoció tener falta de autoestima, y que como consecuencia de esto sufre celos. “Llegué a mirarme en un espejo y sentir repugnancia hacia mi persona” explicó, invitando a quien esté pasando por una situación similar que se ponga en manos de profesionales.

En aquel momento pidió perdón de forma pública a sus padres y al resto de su familia, y lanzó un mensaje de autoafirmación. “Quiero decir que ahora que me siento nueva me quiero más, me siento más fuerte y voy a intentar hacer la vida más fácil a los que me rodean. Quiero decir a las chicas que de todo se sale, que pidáis ayuda y en vuestra casa tenéis el apoyo. Todos somos bellos por dentro y por fuera y que ahora me siento plena”, finalizó.

Su distanciamiento con Olga Moreno

Regresando al concurso de Olga Moreno, hay que recordar que la mujer de Antonio David Flores se hizo íntima amiga de Melyssa tras la expulsión de Marta López. Sin embargo, Olga ha puesto por delante el hambre a la amistad en los últimos días.

La pasada semana ambas decidieron cortarse el pelo a cambio de un bote de crema de chocolate. Olga quedó insatisfecha con el suyo y decidió robar parte del de Melyssa, algo que, como es normal, sentó muy mal a Pinto.“Quién sea (que me lo haya robado) que me lo diga ya, porque voy a nominar a esa persona directamente”, dijo muy enfadada.

Olga en un primer momento permaneció callada, pero más tarde confesó su hurto. Melyssa entonces se tomó la noticia de la peor de las maneras y la relación entre ambas se da ya por rota.

Etiquetas
Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class