Economia

OceanX: Ray y Mark Dalio buscan respuesta a las incógnitas del océano

Mientras Jeff Bezos, Elon Musk o Richard Branson pelean por la conquista del espacio, Ray Dalio y su hijo Mark no miran al cielo. Para ambos, las profundidades del océano esconden los mismos enigmas (si no más) que el universo. Es por ello que allá por 2016, cuando el fundador de Bridgewater Associates, el hedge fund más grande del mundo, contempló el continuo derrumbe sufrido por los precios del crudo no dejó escapar la oportunidad de rematar el sueño compartido con uno de sus retoños.

 

En plena debacle del oro negro, este multimillonario, cuya fortuna asciende actualmente hasta los 20.300 millones de dólares, según Forbes, logró hacerse con un viejo perforador petrolero. Un buque cuyo proceso de metamorfosis, a cargo de Damen Shiprepair, ha dado lugar al OceanXplorer, un coloso cuyo tamaño nada tiene que envidiar a un campo de futbol americano y que da cobijo tanto a la investigación científica más avanzada como la tecnología más puntera así como a la nueva narrativa audiovisual relacionada con la inmensidad marina.

Al fin y al cabo, el patriarca de los Dalio considera que los océanos son “el mayor activo del planeta”, ya que cubren el 72% de su superficie y comprenden el 99% de su espacio habitable. “Tengo la misión de demostrar que la exploración de los océanos es aún más importante y emocionante que la conquista espacial, para que nuestros océanos reciban más apoyo y se gestionen de forma más sensata”, reconoce el propio Ray en su libro “Principios: Vida y Obra”. Mark, el pequeño de sus cuatro hijos, se ha convertido en la pieza clave de esta loable hazaña.

“Fundé OceanX por la pasión que mi padre y yo compartimos por los océanos”

Una aventura que solidificó sus cimientos en 2018, cuando Ray y Mark junto con una coalición mundial de medios de comunicación, científicos y organizaciones filantrópicas, donde se incluye a James Cameron (director de cintas como Titanic o Avatar) concibieron OceanX, una iniciativa de exploración con el objetivo de educar, inspirar y conectar al mundo con los secretos mejor guardados del océano.

“Fundé OceanX por la pasión que mi padre y yo compartimos por los océanos, la curiosidad por explorarlos y el deseo de compartir sus maravillas con el mundo. Cada viaje que hemos realizado desde que iniciamos esta andadura nos ha permitido conocer nuevas criaturas y nuevos fenómenos pero también nos recuerda la naturaleza constantemente cambiante de los océanos, lo poco que sabemos sobre estos preciosos entornos y lo mucho que nos queda por descubrir”, explica Mark Dalio a este periódico.

Mark era productor asociado de National Geographic en 2013 cuando científicos y cineastas de Discovery Channel y la cadena japonesa NHK captaron la primera imagen de un calamar gigante. La criatura de 3 metros de largo, atisbada a mas de 600 metros de profundidad, cautivó al mundo.

Por aquel entonces, el equipo de filmación estaba a bordo del M/V Alucia, un buque de investigación y exploración marina propiedad de su padre. Ray compró dicha embarcación dos años antes, después de que ésta y un robot submarino en forma de esfera jugasen un papel clave para encontrar los restos del vuelo 447 de Air France, que en 2009 desapareció sobre el Atlántico con 228 pasajeros a bordo.

Tras este descubrimiento Mark convenció a su progenitor para que financiara Alucia Productions como una iniciativa multimedia que le permitiera contar todas las historias a bordo de la embarcación de 56 metros de eslora para poder así hacer crónica de todas sus investigaciones. Poco después de su nacimiento no tardó en colaborar con la BBC en 2017 con una decena de rodajes a lo largo de nueve localizaciones distintas para cuatro de los siete episodios de la afamada docu-serie Blue Planet II.

Lista de hallazgos sin precedentes

Sin embargo, las ambiciones oceánicas de la familia, a través de Dalio Philanthropies, no habían hecho más que comenzar. El Alucia y Alucia Productions sirvieron de prolegómeno para estrechar aún más la ya estrecha relación entre la Woods Hole Oceanographic Institution, Vincent Pieribone, neurocientífico de la Facultad de Medicina de Yale y Cameron. No mucho más tarde culminó el alumbramiento de OceanX, del que Ray y Mark son co-fundadores, éste último también director creativo, y la transformación del Alucia II, posteriormente rebautizado como OceanXplorer.

“Tenemos el privilegio de proporcionar a los científicos e investigadores las herramientas y capacidades necesarias para la exploración de los océanos y no puedo pensar en un mayor honor que el de poder apoyar sus innovadores descubrimientos y compartirlos con el mundo”, recalca Mark.

Y es que la lista de hallazgos sin precedentes van más allá del calamar gigante. OceanX ha sido el primero en sondear las profundidades marinas de la Antártida, descubrir 180 de peces biofluorescentes, etiquetar un tiburón de aguas profundas desde un submarino o descubrir el tiburón gato de las Galápagos, entre otras cinco especies. Todo ello habiendo cartografiado alrededor de 233 kilómetros cuadrados de suelo marino.

Más allá de los continuos avances y descubrimientos científicos en curso, actualmente National Geographic trabaja en una nueva docuserie, bajo el nombre provisional de OceanXplorers, coproducida por Cameron, la BBC y OceanX Media para National Geographic. Ray y Mark son productores ejecutivos.

OceanX también colabora mano a mano con sus múltiples socios, entre los que destacan, entre otros, Bloomberg Philantropies o The Paradise International Foundation en China para crear una comunidad global comprometida con la comprensión, el disfrute y la protección de los océanos. “Creemos que esto es lo que hará que el público entienda mejor los océanos y que la próxima generación se convierta en la mejor gestora de uno de los mayores recursos de nuestro planeta”, confiesa Mark Dalio.

Etiquetas

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class