Economia

Meinrad Spenger (MásMóvil): “No estamos en ningún proceso formal de fusión ni de ‘joint venture'”

Sin título
Spread the love

Fernando Cano El Español

Invertia charla con el CEO de MásMóvil en su primera entrevista de 2021, un año que puede marcar el futuro de la operadora.

Crecimiento sostenible. Esta es quizás la frase que más ha repetido el consejero delegado y fundador de MásMóvil, Meinrad Spenger, durante su entrevista con Invertia, la primera que concede a un medio tras dispararse los rumores de fusión con Vodafone.

Al respecto, el directivo es tajante y sostiene que “no hay ningún proceso en marcha” y que su objetivo, y el de sus nuevos dueños de Lorca Capital, es crecer orgánicamente y a través de pequeñas compras selectivas.

No obstante, reconoce que hay demasiados operadores en España y, acto seguido, pide al regulador que incentive la inversión y que cuide a las empresas locales. “A España le conviene tener una MásMóvil fuerte y una Telefónica fuerte“, ha indicado.

Pausado, de buen humor y confiado en que todavía queda margen de crecimiento en el ultracompetitivo mercado español, Spenger cree que 2021 será tanto o más bueno que el convulso 2020. Un ejercicio en el que MásMóvil cerró su cuarto año consecutivo como la operadora con mayor crecimiento de clientes.

Una entrevista en la que además ha reivindicado su confianza en el proyecto. “Creamos MásMóvil hace 15 años y nos dijeron que íbamos a estar dos o tres años y luego venderíamos para irnos a casa. Bueno, seguimos aquí comprometidos con los nuevos dueños que también tienen un recorrido a medio plazo, y por lo tanto, no tenemos esta necesidad de, por fuerza, optimizar el corto plazo”. Estas son sus respuestas.

¿Qué balance hace del convulso año 2020? 

2020 fue un año muy exigente y complejo para la gestión de una empresa. Sin embargo, en el caso de MásMóvil tuvimos la gran suerte de cumplir el presupuesto y hemos sido el operador, con diferencia, de mayor crecimiento en el mercado. Fuimos nuevamente el número uno en portabilidad, fijo y móvil, y hemos crecido en más de medio millón de líneas de banda ancha y en unas 800.000 líneas de móvil pospago. Además, gracias a la compra de Lycamobile, hemos añadido más de un millón de líneas de prepago. Es decir, comercialmente ha sido un año muy satisfactorio para nosotros.

Fue el año en el que las operadoras de telecomunicaciones se convirtieron en servicio esencial…

El sector de las telecomunicaciones demostró que estuvo a la altura de las circunstancias y ha crecido en percepción de valor en la sociedad. Hoy en día, todo el mundo tiene claro que necesita conectividad en casa y eso es muy importante. Es una gran oportunidad para el sector, pero también es una gran responsabilidad. Tenemos que seguir haciendo bien las cosas.

Nunca ha sido fácil la relación de los clientes con el sector.

En términos generales de rendimiento, calidad de nuestras redes y conectividad, somos probablemente los mejores en Europa. Y lo tenemos que decir alto y claro para que la sociedad entienda que los operadores, muchas veces criticados por sus servicios y con un alto nivel de reclamaciones, han sido los que más han invertido en Europa para tener un buen servicio.

¿Cómo afectó a la compañía la llegada de la pandemia?

En MásMóvil podemos estar muy orgullosos de nuestro equipo y de las cosas que hemos hecho en este tiempo. Hemos sido los primeros en donar mascarillas cuando nadie tenía mascarillas, con más de un millón de unidades al comienzo de la pandemia en marzo. Luego, facilitamos conectividad a residencias de mayores y hospitales para que los pacientes y residentes pudiesen comunicarse con sus familiares y amigos.

Aún no podemos dar demasiados detalles, pero seguro que tendremos un crecimiento de ingresos de doble dígito en 2020

Fue un año diferente en el que las empresas hicieron más que ganar dinero.

También fue un año de reflexión y hemos reforzado nuestra apuesta por el compromiso social y medioambiental. Estamos haciendo muchas cosas en este aspecto. Queremos ser el operador con mayor impacto medioambiental, pero también buscamos un impacto positivo en el mundo en general, en las personas, en los empleados y en nuestros clientes de España.

Y en términos del servicio, ¿cómo afectó la Covid-19?

MásMóvil ha sido destacada como la operadora que mejor ha gestionado el incremento de tráfico, muy intenso y con días en que se duplicaba el volumen normal de nuestras redes. Hemos tenido que anticipar inversiones para poder prestar un buen servicio. En este sentido, las conclusiones son muy positivas porque el equipo de MásMóvil ha demostrado que está comprometido y que puede hacer un esfuerzo extraordinario cuando se requiere y, por lo tanto, estamos muy contentos.

Se produjo también un bloqueo de las portabilidades, su principal arma para ganar clientes.

Efectivamente, se bloqueó durante dos o tres meses y también fue difícil acceder a las instalaciones en la calle para hacer despliegues de fibra óptica. Pese a ello, hemos cumplido con todos nuestros objetivos y hemos conectado, además, más de 500.000 nuevos hogares con fibra en poblaciones pequeñas, en su mayoría inferiores a 20.000 habitantes. Esta apuesta por el ámbito rural es parte de nuestros genes y parte de nuestra estrategia de llevar conectividad a todos y cerrar la brecha digital en España.

¿Cuál es el balance económico?

Los resultados exactos los comunicaremos en algunas semanas, pero en términos generales estamos muy contentos porque hemos cumplido como siempre con nuestro presupuesto y con nuestro guidance [N del R: EBITDA ajustado de 570-600 millones de euros y margen EBITDA ajustado de 30%-32% para 2020]. Además, en una situación donde había que invertir más, también hemos cumplido con nuestros objetivos de inversiones.

En términos de ingresos, ¿cómo se comportó el año?

Aún no podemos dar demasiados detalles, pero seguro que tendremos un crecimiento de doble dígito.

Los nuevos accionistas lo tienen clarísimo: nuestra visión y estrategia es ser el mejor operador de Europa en términos de satisfacción del cliente

2020 fue además el año de la entrada de los nuevos dueños de Lorca (KKR, Cinven y Providence), que compraron la compañía por 3.000 millones de euros.

Estamos muy orgullosos de esta operación porque MásMóvil ha sido la primera opa relevante durante la pandemia en Europa. Fue la transacción más grande de private equity en la historia de España y probablemente fue la primera opa que se ha gestionado en pandemia a través de herramientas digitales. Hemos demostrado que en España podemos atraer inversión del extranjero y una inversión relevante, porque la opa sobre MásMóvil tuvo un valor superior a los 5.000 millones de euros (incluyendo 2.000 millones de deuda). Entonces, en este momento difícil de pandemia dimos una señal diciendo que en España hay oportunidades y eso es importante para nosotros, pero también para toda la sociedad y la economía española.

Es una operación que además ha ratificado la gestión de la compañía.

Parece que se fían de nosotros (risas). Estamos contentos porque creemos en este proyecto y confiamos en que todavía hay muchas oportunidades. A grandes rasgos nada ha cambiado para nosotros. Es verdad que tenemos menos obligaciones de información al salir de bolsa, pero en eso no cambiará nuestra rutina ni nuestra transparencia.

¿Cuáles son los planes de Lorca?

Los nuevos accionistas lo tienen clarísimo: nuestra visión y estrategia es ser el mejor operador de Europa en términos de satisfacción del cliente. Este es el objetivo número uno, por delante del crecimiento y de ganar mucho dinero. En experiencia de clientes queremos ser diferenciales, los mejores, y estamos convencidos de que podemos lograrlo. Somos el operador más eficiente y el que más foco pone en el buen servicio, y los números lo demuestran: en 2019 hemos reducido el nivel de incidencias un 50%, en 2020 hemos reducido las llamadas de quejas de clientes en más de un 30% y para este 2021 tenemos un objetivo de mejorar todos los indicadores de calidad más relevantes entre un 30% y un 40%.

Entonces, apoyan totalmente el plan de negocio.

Sí, porque tenemos objetivos muy importantes. No hablamos de mejoras marginales, hablamos de pasos gigantescos porque queremos ser diferenciales en un buen servicio. Y eso nos ayuda a crecer. Somos el operador nacional que menos se gasta en márketing porque nuestros clientes son los más satisfechos con diferencia y ellos mismos nos recomiendan y facilitan nuestro crecimiento. Y vamos a seguir en esta línea.

Meinrad Spenger, CEO de MásMóvil, durante un momento de su entrevista con Invertia.

Meinrad Spenger, CEO de MásMóvil, durante un momento de su entrevista con Invertia. Javier Carbajal

¿Cuáles son los objetivos de crecimiento que tiene Lorca para MásMóvil?

Los nuevos dueños quieren que MásMóvil sea el mejor operador en Europa y luego, a partir de esto, quieren seguir creciendo. Nosotros hemos crecido de forma relevante en 2020 y hemos empezado bien en 2021. Somos un operador racional, orientado a la creación de valor para nuestros clientes y el mercado, con el mejor servicio, con tarifas justas y sin subidas unilaterales de precios. Nuestros clientes saben lo que pagan y están contentos.

¿Qué velocidad y vía de crecimiento quiere Lorca Telecom: sólo crecimiento orgánico, compras selectivas, grandes operaciones?

Creemos en un crecimiento sostenible, un crecimiento que podamos digerir, porque no vamos a perjudicar el nivel de servicio a nuestros clientes por crecer más rápido. Por eso, ahora nuestro foco claro es el crecimiento orgánico y el crecimiento en los nuevos servicios.

Entonces, seguirá la diversificación…

Hemos lanzado la energía verde 100%, que creemos que es un producto fantástico porque el cliente ahorra y también porque contribuye a aumentar la conciencia social al consumir energía sostenible. También aportamos un asesoramiento muy valioso para nuestros clientes, ya que les decimos qué tarifa le conviene para reducir la factura y les ayudamos a optimizar su consumo en casa. Si la nevera o la televisión consumen demasiada electricidad, ahí les ofrecemos potencial de mejora.

¿Y qué otros negocios se plantean?

Estamos centrados en los que creen valor. En todos los negocios que entramos, servicios digitales, analíticos, creamos valor para los clientes y son realmente diferenciales en el mercado. Hacemos cosas que no existen. Por ejemplo, con Lucera, donde compramos una participación mayoritaria, somos el número uno en satisfacción del cliente de energía, según la OCU. Siempre buscamos asociarnos con los números uno en los diferentes sectores.

¿Se puede crecer más en España sólo orgánicamente?

En España tenemos muchas oportunidades de crecimiento. Tenemos dos millones de clientes de fibra y hay 16 millones, por lo que nuestra cuota es relativamente pequeña. El número de líneas de internet va a seguir aumentando y creemos que, prestando el mejor servicio, a un precio justo y previsible, podemos seguir creciendo.

Hemos hecho en el pasado algunas operaciones selectivas, pero en términos generales nuestra apuesta es tener la infraestructura ‘core’ dentro de MásMóvil

¿Se plantean crecer fuera de España y Portugal de la mano de los nuevos inversores?

Nuestra apuesta principal es la Península Ibérica. Nosotros somos el número uno en satisfacción al cliente y el número cuatro por volumen en España; y en Portugal también somos el número cuatro en tamaño y, según los estudios, ya el número dos a nivel de servicio. Entonces, vamos en la dirección correcta. En estos dos países vemos muchas oportunidades. Ahora estamos en Portugal en medio de un proceso de subasta donde creemos que vamos a tener el suficiente espectro para desplegar una cuarta red móvil. Tenemos un millón de hogares con fibra y cable desplegados y un proyecto de despliegue de fibra incremental en Lisboa y Oporto, principalmente.

¿Se sumarán a la fiebre de venta de infraestructuras por la que atraviesa todo el sector? 

Hemos hecho en el pasado algunas operaciones selectivas, pero en términos generales nuestra apuesta es tener la infraestructura core dentro de MásMóvil. No creemos que cree valor para nosotros ni para el mercado, vender toda nuestra red de fibra y crear una red neutra muy relevante, porque al final los operadores saben prestar el mejor servicio en el mercado y nosotros queremos asumir esta responsabilidad. Por lo tanto, al margen de algunas operaciones muy específicas que hemos anunciado, no es nuestra estrategia deshacernos de nuestras redes porque creemos que es una parte estratégica, especialmente en un planteamiento a largo plazo.

Se dice que es lo más rentable en estos momentos, con un sector sin liquidez y que necesita invertir…

En estos momentos, en colaboración con fondos de infraestructuras podríamos obtener unos precios interesantes por la venta de la red, pero nos condicionaría durante muchos años la operativa de la empresa. Pensamos a largo plazo y en qué será bueno para nosotros los próximos diez años. Creamos MásMóvil hace 15 años y nos dijeron que íbamos a estar dos o tres años y luego venderíamos para irnos a casa. Bueno, seguimos aquí comprometidos con los nuevos dueños que también tienen un recorrido a medio plazo, y por lo tanto, no tenemos esta necesidad de, por fuerza, optimizar el corto plazo.

¿Cuál es su planteamiento ante las fusiones? ¿Quieren ser protagonistas? 

Siempre (risas). Lo he dicho en varias ocasiones: a España como país le conviene tener operadores fuertes y que sean españoles. O, dicho de otra manera, a España le conviene tener una MásMóvil fuerte y una Telefónica fuerte. Porque tenemos nuestros cuarteles generales aquí, porque pagamos impuestos aquí, porque hacemos la innovación aquí y porque estamos comprometidos en la digitalización del país.

Pero, es evidente que sobran operadores.

Según Financial Times, España es probablemente el país con mayor competencia en Europa por número de operadores en el mercado. Tener más de 20 marcas compitiendo en fijo y en móvil en todo el país probablemente no es necesario para ningún fin. No mejora el servicio, no ayuda a que los precios tengan un nivel razonable y pone en peligro las inversiones de futuro. Para ser muy claro, hace diez años con el lanzamiento del 4G las empresas que operan en España estaban en mejor posición financiera y tenían más liquidez que la que tienen ahora para lanzar el 5G.

Nosotros no estamos en ningún proceso formal ahora mismo y esos rumores sobre una ‘joint venture’ no los vemos

Entonces, fusiones sí, pero con MásMóvil de protagonista. Lo digo por la supuesta integración con Vodafone.

No. No he dicho eso. He dicho que tiene mucha lógica la consolidación en el mercado. Ahora, dicho esto, nosotros no estamos en ningún proceso formal ahora mismo y esos rumores sobre una joint venture no los vemos. Tenemos una cultura específica de gestión que requiere que MásMóvil lidere los procesos y, respecto de eso, ahora mismo no hay nada definido.

¿Y en el futuro?

Nuestros nuevos accionistas acaban de aterrizar. En el futuro estudiaremos diferentes opciones que puedan venir en España, pero en especial en Portugal. Este es un mercado estratégico para nosotros porque tiene muchos menos agentes y donde creemos que nuestro posicionamiento a favor de nuestros clientes, asegurando una gran experiencia, puede tener un potencial elevado.

Ha hablado de las inversiones del 5G. ¿Se dan las condiciones regulatorias en España?

Se nos pide adelantar inversiones y empujar el 5G y creo que España, además de la fibra, necesita varias redes estupendas de 5G, pero las condiciones hay que crearlas. Un gran ejemplo son los costes de espectro. El coste preliminar planteado para la frecuencia de 700 MHz que comenzará la subasta a finales de marzo es de 1.170 millones de euros en España, diez veces más alto del precio final en Portugal para el mismo paquete. 20 millones en Portugal, 200 millones en España. Y si lo normalizamos, tenemos cinco veces el tamaño de Portugal, pues estamos hablando todavía de cinco veces más.

Y también están los fondos europeos.

Si España quiere operadores fuertes y empresas tecnológicas fuertes hay que apoyarlas. Para ello hay diferentes fórmulas, como los fondos europeos que deben ir a la digitalización del país, a la innovación, a la transformación ecológica. Si lo hacemos bien como país tenemos una oportunidad fantástica y nosotros queremos ser parte proactiva en este proceso.

¿Qué proyectos tienen en mente?

Queremos apoyar con proyectos como nuestro despliegue de fibra en el entorno rural, también participamos en proyectos para la digitalización del tráfico gestionando las emisiones contaminantes. Lo hacemos mediante una tecnología innovadora de mediciones de las emisiones de cada vehículo sin necesidad de pararlo (remote sensing). Con nuestras soluciones podemos prácticamente eliminar el problema de la calidad del aire en nuestras principales ciudades gracias al 5G. MásMóvil es poco blablá y mucho de realizar acciones concretas. Esto es un ejemplo de cosas concretas que hacemos.

Yo mismo he reinvertido en MásMóvil porque creo que este proyecto tiene mucho sentido para nuestros accionistas y también para España y toda la sociedad española

¿Cuál será el nivel de inversión de MásMóvil para este año?

Estará en línea del guidance que dimos, aunque dependerá de la situación macroeconómica, de si se puede desplegar red o no, de si hay confinamiento o no. Depende también del éxito comercial, porque parte de las inversiones están relacionadas con la infraestructura que debemos desplegar para los nuevos clientes. A priori vamos en línea de este guidance [N del R: en sus últimos resultados la operadora indicó que se mantenía su expectativa inicial de capex neto de 295 millones de euros en 2020].

¿Cuánto vale MásMóvil: 3.000 millones, 5.000 millones con deuda, más?

Yo creo que mucho más. En Europa somos una de las pocas compañías que están creciendo en este sector y creemos que la apuesta que tenemos por cuidar a nuestros clientes, por darles un servicio de calidad con mejora continua, es una estrategia a largo plazo que va a dar frutos en el futuro. Y esto, acompañado por una estrategia de añadir servicios adicionales de valor, no copiar lo que hace el resto, tiene mucho recorrido. Creemos que podemos tener en tres o cuatro años, dos millones de servicios ajenos al mundo de las telecomunicaciones. Y esto puede generar mucho valor. Yo mismo he reinvertido en MásMóvil porque creo que este proyecto tiene mucho sentido para nuestros accionistas y también para España y toda la sociedad española.

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class