Economia

El automóvil afronta 2021 con los coches más caros y el fantasma de una nueva ola

Spread the love

José Luis Cano 

La automoción, que supone el 11% del PIB, no cree que las ventas previas al Covid se recuperen antes de 2022 o incluso en 2023.

La pandemia del coronavirus ha generado un auténtica debacle en la industria de la automoción. Un terremoto que en España, además, se ha vivido con mayor magnitud que en el resto de Europa.

Comenzando por las ventas de coches en España, el último registro que tenemos es de este pasado mes de noviembre, que ha dejado un 18,7% de caída según datos de Anfac, Faconauto y Ganvam.

Esta cifra supone un jarro de agua fría para el sector, puesto que noviembre ha sido el primer mes completo en el que ha estado vigente el Plan Renove. Además, en los últimos días se estaba haciendo hincapié en numerosas ofertas con motivo de la llegada del Black Friday.

Sin embargo, nada de ello ha servido. De hecho, la caída hasta el 27 de noviembre (tres días antes de que terminase el mes) era de casi el 31%. Si bien, este descenso se ha suavizado finalmente hasta el mencionado 18,7%.

Esto, no obstante, deja serias dudas de que las matriculaciones del mes estén saneadas y no haya un exceso número de automatriculaciones (matriculaciones que realizan los concesionarios y que pasan a formar parte del stock del mercado).

Esta caída de noviembre se convierte en el cuarto descenso del año consecutivo sumándose a los resultados de agosto (-10%), septiembre (-13%), octubre (-21%) y noviembre (-18%). Esto, su vez, ha derivado en una caída en las ventas acumuladas del 35%.

Ventas coches anuales

Así ha evolucionado año a año el mercado de turismos en España entre 1996 y 2020.

Caída real del 15% o 20%

Por lo tanto, este año, en lo que a ventas de coches se refiere, hemos tenido tres etapas bien diferenciadas.

Una primera, de los meses de enero y febrero, donde el mercado caída en torno al 7%, una segunda donde la actividad se cerró (parte de marzo, abril, mayo y parte de junio) y después los meses de la recuperación.

Si lo que hacemos es restar los meses en los que el mercado ha estado cerrado, es decir quitamos de la ecuación los meses de marzo, abril y mayo, las ventas de coches han sido 670.190 unidades en 2020. Esto significa un 15% de descenso respecto al mismo período de 2019, que fue de 785.452 unidades.

Por tanto, el mercado, en realidad, no estaría cayendo el mencionado acumulado del 35%, sino que la caída real sería del mencionado 15% o quizás de un 20%, pero tampoco más allá.

Con todo ello, las previsiones apuntan un cierre del año unas 815.000 unidades, según las estimaciones de las principales marcas, teniendo en cuenta que la caída se mantiene en el 35%.

Una cifra, no obstante, inferior a la calculada inicialmente cuando se aprobó el Renove y que fue de 850.000 coches. De confirmarse estas ventas de 815.000 unidades estaríamos hablando del cuarto peor dato de la historia de España desde que hay datos.

Ventas de coches en España en los últimos 5 años

Ventas mensuales de coches nuevos en España entre 2015 y 2020.

Las ayudas no han funcionado

Es otra de las claves a tener en cuenta. No solo la pandemia, el cierre de la actividad y la preocupación de la sociedad han hecho caer las ventas. También hay que señalar que los planes de ayudas no han funcionado como debieran.

Comenzando por el Plan Moves, de ayudas a los eléctricos, según el IDAE, Madrid y Barcelona no tienen fondos desde hace ya tiempo. Sin embargo, y pese a que estas provincias ya no cuenten con fondos, presupuesto sigue habiendo. En concreto, queda todavía el 56%. Sin embargo, como está asignado a otras provincias, aquellas como Madrid o Barcelona que podrían vender más, no tienen asignado más presupuesto.

Tal es así que incluso todavía hay dos regiones que nos han comunicado un Plan Moves. Son Murcia y Extremadura, que cuenta con una asignación de casi 5,5 millones de euros y que, a día de hoy, está paralizada.

A ello se suma el Plan Renove, que también ha demostrado que no está funcionando. El hecho de que sea el comprador el que tenga que iniciar todo el procedimiento (con firma digital incluida) hace que la operación se ralentice o incluso no se materialice.

En este sentido, la semana pasada EL ESPAÑOL avanzaba que solo se habían consumido el 14% de los fondos del Renove, lo que implicaría, al ritmo de matriculaciones que llevamos, que sobrarán fondos. Ahora, por tanto, tocaría pelear para que estos fondos puedan emplearse en 2021, ya que en principio tienen fecha de caducidad el 31 de diciembre de 2020.

Imagen de los trabajadores de Seat en Martorell en la línea de producción del Seat León.

Preocupación por el 2021

A la hora de buscar razonamientos a estas caídas, desde las principales marcas y asociaciones lo tienen claro. Por un lado, el año 2020 venía ya en descenso. Y a ello se ha sumado el cierre de mercado, la evolución de la pandemia, la llegada de una nueva ola, la crisis económica asociada… “Y todo ello se dificultará más en enero de 2021 con la subida del Impuesto de Matriculación”, han lamentado las asociaciones de fabricantes (Anfac), concesionarios (Faconauto) y vendedores (Ganvam).

La mitad de los vehículos que se vendan en 2021 verán incrementada su tributación“, afirman estas organizaciones.

El motivo es la llegada de una nueva norma WLTP “que no busca incrementar la fiscalidad sino medir mejor las emisiones de los vehículos”, continúan. Sin embargo, “en España, sí implica una subida del impuesto de los vehículos del 5%. Este efecto no se da en todos los países europeos y en aquellos donde sí ocurriría, como Francia y Portugal, se han aprobado modificaciones para no subir los impuestos”, señalan.

Atasco en la autovía TF-1, carretera principal de la isla de Tenerife.

A la cola de Europa

Algunos podrían pensar que esta caída del mercado en España será igual que en el resto de países europeos, ya que la pandemia está afectando a todas las regiones en el Viejo Continente.

Sin embargo, no es así. España es el tercer país que más está cayendo en toda Europa, en lo que a ventas se refiere. Hasta el pasado 1 de noviembre, solo superaban a España en descenso de ventas Croacia (-43,5%) y Portugal (-37,1%).

El reto de países, incluidos otros países con mucho menos PIB que España (como Bulgaria, Estonia, Rumanía, Eslovaquia) tienen mejores cifras que nosotros. Tal es así, que las ventas de España caen en torno al 9% por encima de la media europea, que está en el 27%. Por no hablar de economías más potentes, como Alemania, donde la caída es del 23,4%.

Conclusión

Hasta la llegada del Covid-19, el turismo, con cerca del 12,5% del PIB, era el principal activo nacional. Ahora, con la caída de este sector, es más que probable que haya sido el automóvil quién haya recogido el liderazgo del PIB en nuestro país.

Con una estimación de la industria de la automoción del 11% del PIB y un porcentaje de empleo de la población activa del 9% ya es hora de que los gobernantes busquen ofrecer soluciones conjuntamente y de la mano de un sector tan importante para nuestro país.

Una buena medida, sería conseguir que el WLTP no implique una subida del impuesto de matriculación. Quedan pocas semanas para materializarlo y, si bien el sector mantiene todavía la fe, cada vez hay menos esperanzas. Algo que de no llevarse a cabo volvería a introducir dudas y dificultaría llegar al millón de turismos vendidos en 2021.

También hay otras muchas posibles soluciones: como un Renove bien planteado, un Moves con más fondos para Madrid o Barcelona, la reducción del IVA a los eléctricos o la modificación del impuesto de matriculación. Por no hablar de la falta de infraestructuras para los eléctricos…

Según los principales directivos consultados por El Español, en 2021 ni de lejos habrá una recuperación en el sector. “Quizás no sea hasta finales de 2022 o incluso ya entrado 2023 cuando se vuelvan a retomar los niveles anteriores al Covid-19”, nos dicen. Todavía queda mucho para que veamos la luz al final del túnel.

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class