Economia

Duro Felguera rechaza el acuerdo de renegociación con la banca e intenta acordar nuevas condiciones

duro_felguera-empresas_482212261_150213937_1024x576
Spread the love

Fernando Cano  Arturo CriadoEl Español

La compañía se encuentra en una situación límite a la espera de que la SEPI haga oficial su rescate en los próximos días.

Duro Felguera ha rechazado el último acuerdo de renegociación de su deuda remitido por la banca acreedora y ha realizado una contrapropuesta con nuevas condiciones para intentar lograr un pacto ‘in extremis’. El objetivo es desbloquear el rescate de 120 millones de euros solicitado a la SEPI en agosto.

Fuentes cercanas al proceso han confirmado a Invertia que en estos momentos las negociaciones se siguen sucediendo, pero ya no sobre la primera propuesta del sindicato bancario “que no se ajustaba a las necesidades de Duro Felguera“, según han indicado estas mismas fuentes.

No obstante, desde la compañía asturiana se indica que las conversaciones con la banca acreedora continúan diariamente. Se intenta lograr una solución que permita cerrar la refinanciación lo antes posible.

Hace cinco semanas Duro Felguera pidió a sus acreedores 100 millones de euros en avales y refinanciar la actual deuda de 85 millones. La compañía se comprometía a pagar el 10% ahora y la otra cantidad se abonaría con una futura ampliación de capital con la SEPI como principal accionista.

Dos semanas después la banca hizo una contrapropuesta pidiendo un pago anticipado del 20% y pidió que CESCE avalara hasta un 80% de los avales otorgados. Del mismo modo, se comprometía a levantar la exigencia de que Duro Felguera diese entrada a un socio que aportase liquidez y se abrió la puerta a que proporcionase solo proyectos y cartera de clientes.

Nueva propuesta

No obstante, después de medio mes de negociaciones Duro Felguera decidió rechazar la propuesta del sindicado bancario compuesto por BBVA, Banco Cooperativo Español, Sabadell, Santander, Bankia, CaixaBank y Liberbank.

En estos momentos se negocian las nuevas condiciones propuestas por la compañía en una partida de ajedrez contra reloj y con el rescate de la Sociedad de Participaciones Industriales (SEPI) sobrevolando las conversaciones.

La SEPI está pendiente de aprobar el rescate de 120 millones, solicitado por Duro Felguera en agosto, un plazo que expira en dos semanas. La sociedad estatal ha decidido aprobar el rescate, pero la negociación con la banca acreedora está frenando el anuncio oficial.

Mientras, la situación es crítica. Las fuentes consultadas por este diario indican que si no hay rescate Duro Felguera podría tener problemas para pagar las nóminas en marzo por falta de liquidez.

El grupo reportó pérdidas de 125,1 millones de euros en los primeros nueve meses del año 2020, que se compararon negativamente con las pérdidas de 3,6 millones de euros de igual periodo del año anterior. 

Caída del negocio

“La significativa caída del nivel de actividad con respecto al año anterior se justifica, por un lado, por la desaceleración en la contratación esperada consecuencia de la ralentización en las decisiones de inversión de potenciales clientes con motivo de la pandemia y, por otro lado, por el menor ritmo de ejecución de los proyectos en curso”, explicó el grupo.

Las ventas en el periodo llegaron a 111,5 millones de euros, lo que supuso un descenso del 64,9% respecto a los nueve primeros meses de 2019. El EBITDA se situó en 111,9 millones de euros negativos, reflejando el impacto Covid, frente a los 11,3 millones de euros positivos registrados en el mismo periodo de 2019.

A 30 de septiembre de 2020 la deuda financiera neta del grupo asciende a 40,8 millones de euros, siendo la deuda bruta de 92,1 millones de euros y la tesorería de 51,3 millones de euros.

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class