Deporte

El Atlético tira la primera mitad y toda la ventaja por LaLiga

Spread the love

Jugarte LaLiga y no morir en el intento. No es comprensible que en un encuentro en el que te estás jugando buena parte de tus opciones de lograr el título liguero salgas al campo a verlas venir. Ya no es cuestión de si en la segunda parte hiciste méritos para empatar incluso ganar. Las cuatro últimas salidas se han saldado sin victorias. Imposible sostenerles el ritmo a los rivales así. El Atlético necesita hacer reseteo fuera de su estadio para poder afrontar las cinco finales que le quedan. Ahora, el que tiene un partido menos para ponerse líder es el Barcelona.

Venía el Athletic de perder dos finales de Copa, de dejarse todas sus opciones de entrar en Europa via Liga y despachó uno de sus mejores partidos en los últimos meses. ¡A buenas horas! dirán algunos. El caso es que enfrente estaba el líder y fue suficiente motivo para afrontar el partido con la intensidad que desprendía aquellas semanas de enero y febrero tras la llegada de Marcelino. Si alguien puso la tele y vio la intensidad de uno y otro no tendría claor quien se estaba jugando la Liga.

Cinco cambios de Simeone. Difícil saber que buscaba con cada uno de ellos. Si cuando mejor estaba el equipo entraron de golpe Lemar, Joao y Suárez y el equipo perdió un poco del empuje que había mostrado en el comienzo de segunda mitad. Torreira fue el siguiente en entrar al ver que se había quedado el equipo demasiado partido. Y cuando se asentaba Lodi, entró Hermoso por él. Pues entonces llegó el empate del Atlético. Y para completar el partido, el Atlético lo perdió en un córner cuando más centrales tenía. Definitivamente el fútbol es inexplicable.

Encontró el Athletic una autopista en la banda derecha en la primera mitad. Por ahí llegó el gol de Berenguer y prácticamente todo el peligro de los bilbaínos durante la primera mitad. Si las últimas semanas Lodi había sido de los futbolistas más destacados del Atlético, en San Mamés vivió un calvario defensivo durante toda la primera parte. La lesión de Capa le dio un respiro en la segunda mitad. La noche y el día el brasileño en un campo y en el otro. Echó en falta a Giménez.

Las lesiones son sin duda lo peor del fútbol. Capa que despachó una primera parte casi perfecta vio cómo le caía Dani García sobre su rodilla teniendo que marcharse lesionado antes del descanso. Mala pinta. El de Portugalete se convirtió durante el rato que estuvo en el campo en una pesadilla para el Atlético. De sus botas partió el centro que adelantó a los de Marcelino. ¡Qué no sea nada!

Etiquetas

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class