Actualidad

Montero perderá peso por debajo de Belarra y a la sombra de Díaz

La actual número dos de Podemos pasará a tener por delante dos figuras de autoridad

La actual número dos de Podemos y ministra de Igualdad, Irene Montero, que en estos momentos es la figura de más autoridad en el partido, perderá peso político en el momento en el que Ione Belarra, dirigente de Podemos y titular de Derechos Sociales, asuma la Secretaría General de Podemos. Montero estará supeditada orgánicamente a Belarra. Y también quedará a la sombra de Yolanda Díaz, a la espera de ver cómo el partido encaja el liderazgo de la vicepresidenta tercera de Unidas Podemos en el Gobierno de coalición y en el grupo parlamentario.

Hasta el pasado 4 de mayo, UP, marca electoral, y Podemos estaban liderados por una sola persona: Pablo Iglesias, fundador del partido y primer

espada de la coalición con Izquierda Unida. El fracaso de Iglesias en las elecciones de la Comunidad de Madrid, donde su candidatura no sirvió para entregar a la izquierda el Gobierno de la región, culminó en su dimisión después de una Ejecutiva de urgencia convocada la misma noche que se conocieron los resultados. El desafío más complicado que Podemos tiene delante es sobrevivir a su hiperliderazgo.

La «feminización»

Como dejó claro Iglesias cuando habló del relevo y de nuevos liderazgos, «han de cumplir una promesa como espacio político, que es la feminización». Irene Montero,Ione Belarra e Isa Serra son las mujeres con más peso y visibilidad actualmente en el Consejo de Coordinación del partido, entendido como la Ejecutiva, y sobre ellas apuntaban todos los focos pendientes del relevo.

Sin embargo, la voluntad de Podemos es que sea Belarra, como adelantaba ‘Infolibre’ ayer, que ya se postula como la futura líder. Desde que hace un par de meses se empezó a comentar que Iglesias no volvería a presentarse a un congreso interno, fuentes del partido señalaban que Montero, actual número dos y pareja del exsecretario general, no sería el relevo. La voluntad es que siga gestionando las políticas en Igualdad y tratando de cumplir el acuerdo de coalición firmado con el PSOE. Aunque su rol en el partido seguirá siendo protagonista, estará más bien a las órdenes de Belarra. Serra tampoco podría asumir la Secretaría General porque tras la dimisión de Iglesias será ella quien se quede al mando del grupo parlamentario en la Asamblea de Madrid.

Por otro lado, Díaz mantiene su carnet en el Partido Comunista y las diferentes militancias tampoco permitirían que fuera ella la nueva líder. Aunque de facto tendrá poder sobre Ione Belarra ya que será la capitana de Unidas Podemos en el Congreso de los Diputados y será quien dicte el rumbo del espacio electoral en la mesa confederal con todos los grupos que lo forman.

UP y Podemos empezarán a dar en los próximos días los primeros pasos para un proceso de renovación interna y un necesario lavado de imagen. Ayer ‘El Confidencial’ adelantó que el partido morado ya vota internamente aprobar un proceso exprés.

Etiquetas

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class