Actualidad

La sociedad civil lidera la protesta en Colón contra los indultos de Sánchez

El centro-derecha acude por separado sin intención de coincidir en otra foto de bloque como la de 2019

La plataforma cívica Unión 78 protagonizará hoy, a partir de las 12 horas, una concentración de protesta contra la concesión de indultos a los condenados por sedición en Cataluña, en apoyo al Poder Judicial, «atacado por el Gobierno de Sánchez», y en defensa de la igualdad ante la ley de todos los españoles «sin excepción», según subraya en su manifiesto de convocatoria. La sociedad civil se ha puesto así a la cabeza de la protesta en la calle contra la medida de gracia que el Gobierno pretende aprobar en los próximos días, y deja a los partidos políticos como actores secundarios.

Muchos buscarán hoy otra ‘foto de Colón’, como aquella de febrero de 2019 en la que aparecieron

juntos Pablo Casado, Albert Rivera y Santiago Abascal, en una manifestación bajo el lema «Por una España unida, elecciones ya». Ese bloque de centro-derecha ha cambiado mucho desde entonces. Para empezar, uno de sus líderes, Albert Rivera, ya no está en política. Además, Ciudadanos, en caída libre en todas las encuestas, ya no tiene la fuerza de entonces, cuando estuvo a punto de adelantar al PP en las urnas. Y la relación de Casado y Abascal está rota desde la moción de censura de Vox en octubre del año pasado.

Hoy estarán en Colón Pablo Casado, Santiago Abascal e Inés Arrimadas, pero los líderes de centro-derecha no tienen intención de buscar ninguna foto de unidad. Todo lo contrario. De hecho, la organización solo tiene previsto que suban al escenario los representantes de Unión 78 para leer su manifiesto en contra de los indultos de Sánchez, y no políticos en activo. Los impulsores son Rosa Díez, Fernando Savater, María San Gil, David Mejía, Iñigo Fernández de Araoz y Jesús Cuadrado. Se trata de una plataforma ‘transversal’, que va de izquierda a derecha, cuya única ideología, como subrayó Rosa Díez en una entrevista en ABC esta semana, es la defensa radical de la democracia y la Constitución.

El PP, en pleno ascenso en todas las encuestas, y cuando su estrategia pasa por absorber al votante de Ciudadanos y también al socialdemócrata decepcionado con Sánchez, quiere evitar una foto con Vox que luego la izquierda utilizaría en su contra para poner en duda la ‘centralidad’ de Pablo Casado.

El presidente del PP acudirá hoy a la Plaza de Colón como un ciudadano más, según insisten en subrayar en su partido, para expresar su repulsa a los indultos que quiere aprobar el presidente del Gobierno. También estarán el secretario general, Teodoro García Egea, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde, José Luis Mártínez-Almeida. El presidente de la Región de Murcia, Fernando López Miras, se ha unido a última hora a las bajas de Alberto Núñez Feijóo, Alfonso Fernández Mañueco y Juanma Moreno, que han aducido motivos de agenda. La ausencia de López Miras, muy calculada desde el PP, quita fuerza al argumento de que son los barones más distanciados con Génova, Feijóo, Mañueco y Moreno, los que han dado la espalda a la estrategia de la dirección nacional. En realidad, todos se han pronunciado en los últimos días de forma tajante contra los indultos y a favor de la campaña de recogida de firmas que ha puesto en marcha el PP.

La presencia del PP

Los dirigentes del PP que vayan a la protesta accederán a Colón desde distintos puntos. Allí estarán varios presidentes regionales del partido: Paco Núñez (Castilla-La Mancha), Alejandro Fernández (Cataluña), Luis María Beamonte (Aragón), Teresa Mallada (Asturias) y Carlos Iturgaiz (País Vasco). Todos, junto a Ana Beltrán y Dolors Montserrat, llegarán desde la sede del PP en Goya. Más arriba, coincidirán en una mesa de recogida de firmas Javier MarotoElvira Rodríguez y Ana Pastor. Por Serrano se acercarán Cuca Gamarra y Jaime de Olano. Otro grupo lo formarán Pablo MontesinosToni Cantó y Andrea Levy. Pablo Casado bajará desde Génova 13 hasta donde pueda llegar y sin ningún ánimo de acercarse demasiado al escenario, acompañado de García Egea, Ayuso y Almeida.

Fuentes del PP subrayaron ayer que quieren estar «con la sociedad civil y con los ciudadanos, también los votantes socialistas que están en contra de los indultos». «Iremos con un mensaje en defensa de Cataluña, de la igualdad de los españoles y de la concordia», afirman desde Génova. Los populares envían este recado a Sánchez: «Si quiere ser útil a la sociedad, que rectifique, se ponga del lado de la inmensa mayoría de los españoles y diga que no va a conceder indultos porque merecemos y necesitamos un Gobierno que esté centrado en el interés general y no en los peajes políticos».

Recogida de firmas

El PP «no podía no estar» hoy en Colón, como dicen fuentes populares. Pero su estrategia política contra los indultos se dirige principalmente por otras dos vías: la institucional, a través de mociones y proposiciones en todos los ayuntamientos y parlamentos, para que los partidos se retraten sobre los indultos, y la ciudadana, con la recogida masiva de firmas. Este fin de semana, como el anterior, el PP ha vuelto a sacar unas 200 mesas a las calles por todo el país para seguir recogiendo firmas de los ciudadanos. Hasta el viernes, llevaban más de 150.00 adhesiones y confían en que después de este fin de semana lleguen a las 200.000. Hoy también habrá una mesa en Barcelona, en la Plaza de España, así como en las plazas de la Constitución de otras muchas ciudades.

Para Vox, la protesta en la calle contra los indultos ha sido prioritaria en su estrategia junto a la vía judicial e institucional. El partido de Abascal estará representado por una amplia delegación, encabezada por su presidente, junto a Iván Espinosa de los MonterosRocío MonasterioMacarena Olona o Jorge Buxadé. Estarán acompañados por simpatizantes del partido llegados en autobuses desde otros puntos de España.

La delegación de Vox tiene previsto congregarse en una zona concreta de la plaza de Colón sin identificaciones partidistas y con banderas de España. Según sus dirigentes, a ellos no les preocupa que haya foto o no con Casado o con Arrimadas.

Ciudadanos, al contrario que en la manifestación del viernes en Barcelona, que sí estaba organizada por ellos, acude a Colón con un perfil bajo. Desde el partido se insistió desde el mismo momento de la convocatoria en que el protagonismo debe ser de la sociedad civil, que es quien ha convocado la protesta contra los indultos, informa Juan Casillas.

Ciudadanos no portará pancartas, ni banderas propias ni nada que reste protagonismo a la sociedad civil. Entre otros, acudirán Inés Arrimadas, la secretaria general, Marina Bravo, los vicesecretarios generales, Edmundo Bal y Daniel Pérez, y la vicealcaldesa de la capital, Begoña Villacís. Asisten, como ha repetido Arrimadas a lo largo de esta semana, «a título personal», pero también «sin complejos». En el partido creen que Sánchez deseaba una réplica de la ‘foto de Colón’, pero añaden que lo único que les avergonzaría sería estar «del lado de los golpistas».

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class